Comprar embarcaciones de crucero Azimut de ocasión en Barcelona

  • 1/39
    PREMIUM

    Embarcación de crucero Azimut S7

    2.300.000 €

    (IVA no incluido)

    • Barco de ocasión validado
    • Barcelona (España)
    • Año: 2019
    • Eslora: 21,37m.
    • Azimut S7 21.37 m de Eslora 1,70 m de Calado. Electrónica: - paquete raymarine platinum. - sistema de tv sat tracvision tv6 eu. - raymarine ais. - videocámaras raymarine ...

  • 1/39

    Embarcación de crucero Azimut 50

    400.000 €

    (IVA incluido)

    • Barco de ocasión validado
    • Barcelona (España)
    • Año: 2007
    • Eslora: 16,02m.
    • Azimut 50 16.02 m de Eslora 1,21 m de Calado. Electrónica: en interior plotter raymarine c-80 radar en plotter piloto automático raymarine display raymarine ...

  • Barco de ocasión 0370 | Embarcación de crucero de ocasión

    16 Fotos

    Embarcación de crucero Azimut 43S

    370.000 €

    • Barcelona (España)
    • Año: 2010
    • Eslora: 13,37m.
    • Azimut 43S 13.37 m de Eslora 1,15 m de Calado.

Guarda tu busqueda y recibe nuevos barcos en tu email

  • Tipo: Embarcaciones de crucero
  • Estado del barco: de ocasión
  • Modelo: azimut
  • Localización: Barcelona (España)

Tu aviso se ha creado correctamente.

Puedes cancelar tus avisos cuando quieras. Al presionar el botón aceptas las Condiciones Legales

Los cruceros (cruiser en inglés) son embarcaciones a motor especialmente diseñadas para navegaciones largas y que por eso suelen tener espacio y cabinas amplias. En general, están pensadas para ofrecer comodidad más que velocidad y prestaciones. Ofrecen una navegación fácil y cómoda, sobre todo en condiciones difíciles, como por ejemplo en caso de mucho viento. En el mercado existen también cruceros en versión cuddy, es decir más deportivos y con un diseño aerodinámico e innovativo que permite tener más velocidad.

Gracias a su tamaño no muy grande, en general de 8 a 14 metros, tienen un buen comportamiento en el agua y son manejables. También pueden ser remolcables, y por tanto permiten ahorrar el coste del amarre. La cabina con puesto de mando interno suele ser espaciosa y puede tener un salón abierto hacia popa o en el centro. Bajo cubierta, encontramos el baño y por lo menos una cabina. La mayoría de estas embarcaciones poseen calefacción y aire acondicionado, generador eléctrico y caldera. En general, ofrecen el mismo equipamiento que los yates más grandes, pero en menor tamaño y con costes reducidos, además de no necesitar un skipper profesional a bordo.